viernes, 10 de julio de 2015

¿Por qué usar un lubricante íntimo? - SDPnoticias.com

¿Quién no ha usado un lubricante? Y si es así, ¿qué esperas?

En la actualidad, usar lubricantes es tan normal como tener relaciones sexuales. De hecho, para las parejas conformadas por personas del mismo sexo, se trata de un elemento casi indispensable. Sin embargo, para los heterosexuales este instrumento sexual puede ayudar a facilitar el sexo anal. 

El motivo más común por el que las mujeres suelen utilizar un lubricante es para evitar el dolor que sienten durante el coito cuando el pene del hombre es demasiado grande. Un lubricante es capaz de facilitar la penetración vaginal, suavizarla y permitir así el disfrute de ambos, pues en muchas ocasiones, dichos dolores son causados por resequedad en la vagina.

En otros casos, es el hombre el que, en ausencia de líquido preseminal, requiere de un poco de lubricante para no hacerle daño a su miembro cuando este entra y sale de la vagina.

Además, agragar un poco de gel en nuestros encuentros eróticos, permite realizar juegos bastante sensuales. La mayoría de ellos son hipoalergénicos y perfectamente compatibles con todos los preservativos.

1. Como ya lo habíamos mencionado anteriormente, los lubricantes son altamente recomendables en caso de sequedad vaginal. Además, es bueno ponerselo cuando el pene es muy ancho o la vagina muy estrecha, pues funciona a moda que previene el dolor postcoital.

El ano es por sí solo una zona anatómicamente preparada para la penetración, sin embargo, es necesario excitarlol y dilatarlo, y aquí es donde entre el lubricante.

Con información de Enfemenino.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada