viernes, 10 de julio de 2015

“Adorable agujerito”, escribió Joyce - Página 12 (Registro)

El 15 de diciembre de 1909, el gran escritor James Joyce le escribió a Nora, su mujer: "Son estupideces, querida mía, lo que te dije sobre mi deseo de darte por el culo. Lo que me gusta es solamente el sonido repugnante de la palabra, la idea de una hermosa muchacha tímida como Nora levantándose el vestido por atrás y develando su bombachita blanca de muchachita para excitar al sucio tipo que ella ama tanto; y después dejándole hundir su grueso tronco nudoso rojo y sucio a través de la abertura de su bombacha y embutirla, embutirla, embutirla en el adorable agujerito entre sus nalgas frescas y redondas".

Esta carta condensa algunos de los ingredientes fantasmáticos de la sodomía, sobre todo la reunión de lo inmaculado (joven, tímida, bombacha blanca) con lo canalla, la secreta complicidad entre lo sagrado y lo poluto. La sodomía lleva a cabo con exactitud la desvalorización; la mujer es una puta, la prueba está en que se presta a la sodomía. La sodomía ensucia, humilla y degrada, bestializa... lo que no impidió jamás que la mujer pueda a veces derivar placer de ella; la homosexualidad femenina no ignora esta práctica. El acento bíblico, diabólico, de la palabra refuerza la profanación, la imagen de una puerta prohibida cuya entrada se fuerza, la transformación del templo en un chiquero.

El poderío, la violencia imaginaria de la sodomía tienen sus raíces en lo infantil. El coito anal es probablemente una de las primeras teorías sexuales infantiles: primero entra el pene del padre por el agujero de atrás, después nacen los niños; el niño tiene el ano y una experiencia y una erótica de su función precoces –el orificio genital es de conocimiento más tardío y más incierto–; el espectáculo de los coitos animales suma a la confusión. Cuando el análisis llega a encontrar o a reconstruir algo de la escena primitiva la del primero de todos los coitos, es más a menudo a tergo (por detrás, ¿por el trasero?), more ferarum (a la manera de los animales salvajes) que la madre es profanada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada