domingo, 27 de octubre de 2013

No fue suficiente - Mundo Deportivo

Old Trafford no fue ni el 'Teatro de los Sueños' esperado ni ese lugar deseado de visitar en el que tanto jugadores como afición soñaban con dar un golpe encima de la mesa. El Manchester United no lo permitió, sobre todo un Wayne Rooney soberbio, que demostró estar a otro nivel, muy por encima del resto de jugadores que se congregaron en Old Trafford, uno de los santuarios del fútbol mundial. Los 'red devils' dejaron por unas horas aparcado ese mal momento por el que parecen atravesar en la Premier League para dejar sin muchas esperanzas de vida a la Real en la presente edición de la Champions League. Diría que ninguna, pero ya saben cómo se las gasta este loco deporte de nombre fútbol; y algún día este equipo volverá a hacer gala de todas las cualidades que atesora. Ayer no lo hizo y eso es algo que no se puede permitir en un campo como el de ayer en el que, normalmente, te suelen pasar por encima. La Real, eso sí, dio la cara, como queriéndose sacudir esa caraja con la que saltó al terreno de juego. Lo consiguió, pero no con el ahínco necesario como para dar

la campanada en un 'Teatro

de los Sueños' ayer roto

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada