lunes, 16 de septiembre de 2013

Irak: Ataques con autos bomba matan a 35 - El Nuevo Herald

Una nueva ola de ataques, en su mayoría con autos bomba contra ciudades de mayoría chií en el centro y sur de Irak, causó el domingo la muerte de 35 personas, dijeron autoridades.

Nadie se adjudicó la responsabilidad de los ataques contra zonas comerciales y estacionamientos en siete ciudades. Pero los ataques coordinados con explosivos son usados por la facción local de al-Qaida, conocida como el Estado Islámico de Irak, para minar la confianza en el gobierno.

El más letal de los ataques se registró en la ciudad de Hila, 95 kilómetros (60 millas) al sur de Bagdad, donde la explosión de un auto bomba cerca de un mercado al aire libre mató a nueve civiles e hirió a otros 15, dijo un oficial de policía. Minutos después, otro auto bomba estalló en las cercanías, matando a seis civiles e hiriendo a 14 más, agregó.

En el poblado vecino de Iskandariya, 50 kilómetros (30 millas) al sur de la capital, otro carro bomba explotó en un estacionamiento. Cuatro civiles murieron y nueve más resultaron heridos, dijo la policía.

Otro vehículo cargado con explosivos estalló en una zona industrial de la ciudad chií de Karbala, con saldo de cuatro muertos y 25 heridos, dijo un oficial de policía. Karbala se ubica a 80 kilómetros (50 millas) al sur de Bagdad.

En Kut, otra ciudad de mayoría chií situada a 160 kilómetros (100 millas) al sureste de Bagdad, un auto bomba estalló cerca de puestos de comida donde se reunían obreros de la construcción, matando a dos e hiriendo a 14, dijo otro oficial de policía.

Un carro bomba explosionó cerca del convoy del jefe del consejo provincial de Bagdad en el distrito de Azamiya, en el norte de la capital, mató a tres personas e hirió a ocho más, dijo la policía. El concejal escapó ileso.

Otros dos autos bomba estallaron en las ciudades sureñas de Basora y Nasiriya, matando a cinco civiles e hiriendo a 21, dijeron dos oficiales de policía. Dos civiles más murieron cuando una bomba estalló contra una patrulla de la policía en los suburbios occidentales de Bagdad. Nueve personas más resultaron heridas.

Ocho funcionarios de los servicios de salud confirmaron las cifras de decesos. Todos hablaron con la condición del anonimato porque no estaban autorizados a difundir información.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada