sábado, 21 de septiembre de 2013

Audi volverá a fabricar autos de lujo en Brasil - The Wall Street Journal Americas

    Por
  • PAULO TREVISANI

BRASILIA--La marca alemana de autos de lujo Audi reanudará su producción en Brasil tras más de una década, en una apuesta por la expansión de la clase media brasileña, anunció el martes el presidente de la empresa.

Aunque la decisión de Audi está basada en un crecimiento rápido en el mercado local, también tiene que ver con las nuevas reglas impuestas por el gobierno brasileño en 2012 que elevaron el precio de las importaciones, en un esfuerzo por alentar a las automotrices a producir sus autos en el país.

El mercado automotriz brasileño ha crecido a un ritmo acelerado en los últimos años, impulsado por más de una década de estabilidad económica, la cual ha aumentado los ingresos de los ciudadanos y ha expandido la disponibilidad de crédito. La producción se ha más que doblado en los últimos 10 años, pasando de 1,5 millones de autos, camiones y buses vendidos en 2002 a 3,8 millones el año pasado.

El mercado de autos de lujo ha crecido aún más, partiendo de una base mucho más pequeña. Cerca de 38.000 autos de lujo se vendieron en Brasil el año pasado, según Audi, que espera que esa cifra suba a 100.000 para 2020. En comparación, Australia, un país con una población que es casi un tercio la de Brasil ya cuenta con ventas de 100.000 autos de lujo al año, según Audi.

"El mercado de autos de lujo aún es pequeño, pero crecerá con rapidez gracias a los cambios sociales que se desarrollan en Brasil", dijo Rupert Stadler, presidente global del fabricante alemán, que pertenece a la también alemana Volkswagen AG, a periodistas tras reunirse con la presidenta brasileña Dilma Rousseff.

Sin embargo, Audi y otras automotrices que dependían de las importaciones chocaron con las nuevas regulaciones que elevaron el costo de importar autos. El gobierno elevó el impuesto a todos los vehículos en 30 puntos porcentuales, pero eximió a las automotrices con fábricas en Brasil. Es una política estatal que se extiende a lo largo de varias industrias, incluyendo petróleo y gas, como parte de un plan para atraer industrias de alto valor y creación de empleos.

En el caso de Audi, la empresa puede importar cerca de 4.000 autos al año bajo un sistema de cuotas basado en los volúmenes históricos de ventas. Pero ventas adicionales por encima de ese nivel pagan impuestos mucho más altos. Por lo tanto, la empresa decidió reiniciar su producción en Brasil, la cual había abandonado en 2006. Audi regresará a una fábrica construida en el complejo de Volkswagen en

São José dos Pinhais en el estado de Paraná y planea invertir 500 millones de reales (US$219 millones) en los próximos años.

La automotriz dijo que comenzará produciendo su modelo A3 el próximo año y su todoterreno compacta Q3 en 2016.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada